Buscar
  • Grupo Kisocr

El tiempo es el recurso más anhelado...

Gestión del tiempo: Aprender a manejar el tiempo…es fundamental en la vida y los negocios

Escuchar la frase “Necesito un día más por semana o necesito más horas en el día” comúnmente nos indican cómo el factor tiempo nunca es suficiente.

Curiosamente el tiempo es lo que más se desea, pero es lo que peor se utiliza.

Todo necesita tiempo, desde abrir los ojos cada día, chequear el whatsapp o la red social, hasta elaborar el más complejo reporte en un trabajo.

Dice John Maxwell, “Como utilizas tu tiempo es más importante que cómo gastas tu dinero; los errores de dinero se pueden corregir, pero el tiempo perdido nunca se podrá recuperar”.

Pero ¿cómo podemos ser más eficientes en el uso del tiempo?; a continuación, unas sugerencias:

- Posponer es el peor enemigo, David Valois en su libro Gestión de Tiempo para Gorilas, indica que hay que empezar por hacer las cosas, si es un proyecto grande, se debe dividir por partes más pequeñas; pero hay que comenzar.

- Organice su tiempo según la prioridad de las actividades que debe realizar. Ponga su mente en lo esencial; multiplique su potencial.

- Enfóquese y sea efectivo en las actividades que realiza, no haga dos veces lo mismo, no pierda tiempo y energía repitiendo.

- Sistematice y automatice todas aquellas actividades rutinarias que así se lo permita. Si logra sistematizar las actividades tendrá más tiempo para realizar otras labores y podrá aumentar su creatividad.

- Comuníquese con claridad, sea específico para ahorrar tiempo y esfuerzo.

- Delegue funciones: apóyese en las personas especialmente cuando las labores a realizar no son sus fortalezas, o son actividades en donde puede entrenar a alguien que lo haga.

- Planifique su tiempo, no deje que los distractores ladrones del tiempo le asalten sin darse cuenta.

- Trabaje en un proyecto a la vez; según explica el Dr. Estanislao Bachrach en su libro Ágilmente, el cerebro no es multitasking, es decir no es eficiente cuando realiza más de una cosa a la vez.

- Cree un espacio de trabajo sin distractores, en donde no sea interrumpido y pueda concentrarse en lo que está realizando. De esa forma su tiempo de trabajo será más efectivo.

- Saque provecho a las esperas; si sabe que debe esperar a ser atendido en un sitio, lleve consigo un libro o algún trabajo que pueda realizar mientras pasa la espera, escuche un audio de capacitación o planifique lo que va hacer después, etc.

- Aproveche cualquier oportunidad para realizar negocios: un partido de fútbol, una fiesta, u otro tipo de actividad, nunca se sabe en qué momento llegará ese negocio importante; siempre hay que estar preparado.

- Designe tiempo para la gente, iniciando con la familia; cree espacios para compartir, diferentes de las horas de trabajo.

- Aprenda a decir “No”, en ocasiones nos comprometemos más de lo que podemos, por no saber decir no.

- Escriba sus ideas cuando aparezcan, a la hora que sea, a veces las mejores ideas llegan cuando menos se esperan.

- Ordénese aprenda a archivar; saber algo es conocer dónde encontrarlo, la habilidad de encontrar la información que necesita cuando la ocupa, le ayuda hacer las cosas. No pierda tiempo buscando.

- Conéctese a redes sociales que le aporten valor, en donde su conocimiento y el de los demás crezca con las diferentes interacciones de los miembros. La web es tan grande, que no nos alcanzarían las horas para estar navegando, por ello el compartir contenido de mutuo interés sintetiza esfuerzos.

Estas son algunas ideas, que pueden implementarse para mejorar el uso del tiempo y su efectividad, sin embargo, será sin duda la disciplina y los hábitos que se desarrollen alrededor de las sugerencias presentadas los que determinarán el éxito de un proyecto de este tipo.

La motivación te anima alcanzar las metas, los hábitos te llevan a las metas.

MBA. Maylen Rojas Vásquez

87 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo